Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Second-Degree Burn in Children

Second-Degree Burn in Children

¿Qué es una quemadura de segundo grado?

Una quemadura es un daño a los tejidos del cuerpo causado por el contacto con cosas como por ejemplo calor, radiación o productos químicos. Una quemadura de segundo grado afecta la capa externa de la piel (epidermis) y parte de la capa interna de la piel (dermis). 

¿Qué causa una quemadura de segundo grado?

En la mayoría de los casos, las quemaduras de segundo grado se deben a:

  • agua muy caliente
  • llamas
  • la piel entra brevemente en contacto con un objeto caliente
  • quemadura de sol
  • sustancias químicas
  • electricidad

¿Cuáles son los síntomas de una quemadura de segundo grado?

Los síntomas pueden ser levemente distintos en cada niño. Los síntomas pueden incluir las siguientes cosas en la piel:

  • Ampollas
  • Color rojo oscuro
  • Inflamación
  • Mojada y brillante
  • Dolorosa al tacto
  • Blanca o descolorida con un patrón irregular en el área quemada

Los síntomas de una quemadura de segundo grado pueden parecerse a los de otros problemas de salud. Asegúrese de que su hijo consulte a su proveedor de atención médica para tener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica una quemadura de segundo grado?

El proveedor de atención médica le preguntará sobre los síntomas de su hijo y sus antecedentes de salud. También le hará un examen físico a su hijo. El diagnóstico de una quemadura de segundo grado se basa en las señales y síntomas, y en la exposición reciente a algo que pueda causar una quemadura. Esto puede ser el sol, algo caliente o una sustancia química.

¿Cómo se trata una quemadura de segundo grado?

El tratamiento dependerá de los síntomas, la edad y la salud general de su hijo. También variará según la gravedad de la afección.

Una quemadura de segundo grado por lo general se cura en 2 a 3 semanas, siempre y cuando la herida se mantenga limpia y protegida. No obstante, las quemaduras de segundo grado profundas pueden tardar más en sanar.

El tratamiento puede incluir:

  • Un paño mojado embebido con agua fría (compresa fría) aplicado sobre la piel, para aliviar el dolor
  • Crema antibacteriana, para ayudar a prevenir infecciones
  • Otras cremas para disminuir el dolor y la inflamación
  •  Vendaje no adherente que se cambia todos los días
  • Medicamentos de venta libre como acetaminofén o ibuprofeno para el dolor y la inflamación
  • Mantener la zona elevada (por ejemplo el brazo o la pierna) para aliviar el dolor y la inflamación
  • Darse una vacuna antitetánica

No romperse las ampollas Deje que el proveedor de atención médica de su hijo se encargue de las ampollas según sea necesario.

¿Cuáles son las posibles complicaciones de una quemadura de segundo grado?

Las posibles complicaciones pueden incluir lo siguiente:

  • Infección del área quemada
  • La piel del área quemada será más sensible al sol mientras se esté curando
  • La piel del área quemada puede quedar más oscura o más clara que el resto de la piel

¿Se puede prevenir una quemadura en segundo grado?

Las siguientes son algunas formas de evitar quemaduras en niños:

  • Asegúrese de que el calentador de agua esté programado en menos de 120° F (48,8° C).
  • Tenga cuidado con las bebidas calientes.
  • Asegúrese de que las manijas de las ollas y sartenes estén giradas hacia la parte trasera de la cocina.
  • Tenga cuidado al usar el asiento del automóvil, el cochecito y los cinturones de seguridad que estuvieron al sol. El material y el metal pueden estar muy calientes.
  • Mantenga a sus hijos alejados de los hogares y parrillas.
  • Mantenga a su hijo apartado del sol. Use protector solar cuando su hijo tenga edad suficiente, por lo general, a los 6 meses.
  • Mantenga los productos de limpieza y otras sustancias químicas en un lugar seguro. Si están debajo del fregadero, use un candado en la puerta del armario.
  • Ponga cubiertas en los enchufes eléctricos.
  • Mantenga los artefactos calientes en lugares seguros. Esto incluye tostadoras, planchas y elementos para peinarse el cabello.

¿Cómo se maneja una quemadura de segundo grado?

Su hijo tal vez deba ver a su proveedor con frecuencia para controlar y tratar la quemadura. A medida que la quemadura sane, el área picará. Aplique crema según las indicaciones del proveedor de atención médica de su hijo. Asegúrese de que las uñas de su hijo estén bien cortas. Proteja el área del sol. Su hijo debería estar apartado del sol y usar protector solar.

¿Cuándo debo llamar al proveedor de atención médica de mi hijo?

Llame al proveedor de atención médica de su hijo si:

  • Su hijo tiene fiebre
  • El área quemada supura
  • Aumenta la inflamación o el enrojecimiento del área quemada

Puntos clave sobre una quemadura de segundo grado

  • Una quemadura de segundo grado afecta la capa externa de la piel y parte de la capa interna de la piel.
  • Puede ser consecuencia de agua muy caliente, llamas, objetos calientes, el sol, sustancias químicas o la electricidad.
  • Se tratan aplicando frío en un primer momento. Se usan cremas o lociones y vendajes no adherentes.

Próximos pasos

Consejos para ayudarle a aprovechar al máximo una visita al proveedor de atención médica de su hijo:

  • Antes de su visita, escriba las preguntas que quiere hacerle.
  • En la consulta, anote los nombres de los nuevos medicamentos, tratamientos o pruebas y análisis, y toda nueva instrucción que su proveedor le dé para su hijo.
  • Si su hijo tiene una cita de control, anote la fecha, la hora y el propósito de esa visita.
  • Averigüe cómo puede comunicarse con el proveedor de su hijo después del horario de consultorio. Es importante por si su hijo se enferma y usted necesita hacer preguntas o pedir un consejo.

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.