Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Diarrhea in Children

Diarrhea in Children

¿Qué es la diarrea?

La diarrea se produce cuando las heces (evacuaciones intestinales) son flojas y acuosas. Es probable que su hijo necesite evacuar los intestinos con más frecuencia.

La diarrea es un problema común. Puede durar uno o dos días e irse por su cuenta. Si dura más de dos días, significa que su hijo tiene un problema más serio.

La diarrea puede ser:

  • De corta duración (aguda). La diarrea que dura uno o dos días y se va por su cuenta. Puede deberse a haber consumido comida o agua contaminadas por bacterias (infección bacteriana). O puede suceder si su hijo se enferma con un virus.
  • De larga duración (crónica). Diarrea que dura unas pocas semanas. Esto puede deberse a otro problema de salud, como el síndrome de intestino irritable. También puede deberse a una enfermedad intestinal. Esto incluye colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn o enfermedad celíaca. La giardia también puede causar diarrea crónica.

¿Cuáles son las causas de la diarrea?

La diarrea puede deberse a muchas cosas, por ejemplo:

  • Una infección bacteriana
  • Una infección viral
  • Dificultades para digerir ciertas cosas (intolerancia alimentaria)
  • Una respuesta del sistema inmunológico a determinados alimentos (alergia a los alimentos)
  • Parásitos que entran a su cuerpo a través de la comida o el agua
  • Una reacción a los medicamentos
  • Una enfermedad intestinal, como la enfermedad intestinal inflamatoria
  • Un problema con la forma en la cual el estómago y sus intestinos trabajan (trastorno funcional del intestino), por ejemplo, el síndrome de intestino irritable
  • Cirugía del estómago o de la vesícula biliar

Los niños que visitan algunos países extranjeros están en riesgo de diarrea del viajero. Esto se debe a la presencia de alimentos o agua que no es segura debido a bacterias, virus o parásitos.

La diarrea muy intensa puede significar que su hijo tiene una enfermedad grave. Hable con el proveedor de atención médica de su hijo si los síntomas no desaparecen. También hable con el médico si los síntomas evitar que su hijo haga actividades diarias. Puede ser difícil encontrar la causa de la diarrea de su hijo. 

¿Cuáles son los síntomas de la diarrea?

Los síntomas pueden ser levemente distintos en cada niño. Estos pueden incluir:

  • Calambres
  • Dolor en el vientre (abdominal)
  • Inflamación (distensión)
  • Malestar estomacal (náuseas)
  • Necesidad urgente de ir al sanitario
  • Fiebre.
  • Heces con sangre
  • Pérdida de líquidos corporales (deshidratación)
  • Incontinencia

Los síntomas de diarrea pueden parecerse a otros problemas de salud. La diarrea muy fuerte puede significar una enfermedad grave. Asegúrese de que su hijo consulte a su proveedor de atención médica para tener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la diarrea?

El proveedor de atención médica le preguntará sobre los síntomas de su hijo y sus antecedentes de salud. También le hará un examen físico a su hijo. También es probable que le hagan análisis de laboratorio para evaluar su sangre y su orina.

Otras pruebas y análisis pueden incluir lo siguiente:

  • Un cultivo de heces para verificar si hay bacterias anormales o parásitos en el tracto digestivo de su hijo. Se toma una pequeña muestra de heces que se envía a un laboratorio.
  • Una evaluación de las heces para comprobar la presencia de sangre o grasa
  • Análisis de sangre para descartar determinadas enfermedades
  • Diagnóstico por imágenes para descartar problemas estructurales
  • Pruebas para detectar la intolerancia o alergias a los alimentos
  • Una sigmoidoscopia. Esta prueba permite que el proveedor de atención médica revise la parte interior del intestino grueso de su hijo. Ayuda a ver qué puede estar causándole diarrea, dolor de estómago, estreñimiento, crecimientos anormales y sangrado. Se utiliza un tubo corto, flexible y con luz (sigmoidoscopio). El tubo se le coloca en el intestino de su hijo a través del recto. A través de este tubo le enviarán aire hacia el intestino para inflarlo. Así, será más fácil ver en su interior.

¿Cómo se trata la diarrea?

El tratamiento dependerá de los síntomas, la edad y el estado general de salud de su hijo. También variará según la gravedad de la afección.

La deshidratación es la principal preocupación cuando hay diarrea. En la mayoría de los casos, el tratamiento incluye el reemplazo de los líquidos perdidos. Se pueden recetar antibióticos cuando las infecciones bacterianas son la causa.

Los niños deben beber mucho líquido. Esto ayuda a reemplazar los líquidos corporales perdidos. Si el niño está deshidratado, asegúrese de:

  • Ofrecerle bebidas denominadas soluciones de glucosa y electrolitos. Estos líquidos tienen el equilibrio adecuado de agua, azúcar y sales. Algunos están disponibles como paletas.
  • Evite el jugo o los refrescos. Estos pueden empeorar la diarrea.
  • No le de agua sola a su bebé
  • No le de demasiada agua corriente a los niños de cualquier edad. Puede ser peligroso.
  • Siga dándole el pecho a su bebé. Los bebés amamantados tienen a menudo menos diarrea.
  • Mantenga la alimentación de su bebé con fórmula, si ya lo estaba haciendo

¿Cuáles son las complicaciones de la diarrea?

La mayor complicación de la diarrea es la deshidratación. Esto es más probable en niños pequeños y aquellos que tienen el sistema inmunológico débil. La deshidratación puede ser leve, moderada o grave. La deshidratación leve es la pérdida de líquidos. La deshidratación moderada o severa esfuerza al corazón y a los pulmones. En el peor de los casos puede llevar a un choque, que es potencialmente mortal.

¿Qué puedo hacer para prevenir la diarrea?

El lavado de manos adecuado puede reducir la propagación de bacterias que pueden causar diarrea.

Una vacuna contra el rotavirus puede prevenir la diarrea causada por rotavirus. Pregúntele al proveedor de atención médica de su hijo que vacunas son adecuadas.

Si viaja, asegúrese de que todo lo que su hijo coma y beba sea seguro. Esto es aún más importante si viaja a países en desarrollo.

Algunas sugerencias para comer y beber de forma segura cuando viaje:

  • No beba agua del grifo ni la use para que su hijo se cepille los dientes.
  • No consuma hielo hecho con agua del grifo.
  • No beba leche no pausterizada (leche que no haya pasado por el proceso para matar determinadas bacterias).
  • No coma frutas y vegetales crudos a menos que los haya lavado y pelado usted mismo.
  • No coma carnes o pescados crudos o apenas cocidos.
  • No coma alimentos de vendedores ambulantes ni de camiones de comida.

Consulte siempre al proveedor de atención médica de su hijo antes de viajar.

¿Cuándo debo llamar al proveedor de atención médica de mi hijo?

Llame al proveedor de su hijo si este último tiene menos de 6 meses de edad o cualquiera de los siguientes síntomas:

  • Dolor de vientre
  • Sangre en la materia fecal
  • Vómitos frecuentes
  • No quiere beber líquidos
  • Fiebre alta.
  • Boca seca y pegajosa
  • Pérdida de peso
  • Orina con menos frecuencia (moja menos de 6 pañales por día)
  • Diarrea frecuente
  • Mucha sed
  • No tiene lágrimas al llorar
  • Punto blando hundido (fontanela) en la cabeza del bebé

Puntos clave sobre la diarrea

  • La diarrea significa heces flojas y acuosas. Su hijo es probable que también necesite evacuar los intestinos con más frecuencia.
  • Puede ser consecuencia de muchas cosas, incluida una infección bacteriana o viral.
  • La deshidratación es la principal preocupación cuando hay diarrea.
  • En la mayoría de los casos, el tratamiento consiste en reemplazar líquidos perdidos.
  • La vacuna contra el rotavirus puede prevenir la diarrea causada por ese virus.
  • El lavado de manos adecuado puede ayudar a prevenir la diarrea.
  • Si viaja, asegúrese de que todo lo que su hijo coma y beba sea seguro.

Próximos pasos

Tips to help you get the most from a visit to your child’s healthcare provider:

  • Know the reason for the visit and what you want to happen.
  • Before your visit, write down questions you want answered.
  • At the visit, write down the name of a new diagnosis, and any new medicines, treatments, or tests. Also write down any new instructions your provider gives you for your child.
  • Know why a new medicine or treatment is prescribed and how it will help your child. Also know what the side effects are.
  • Ask if your child’s condition can be treated in other ways.
  • Know why a test or procedure is recommended and what the results could mean.
  • Know what to expect if your child does not take the medicine or have the test or procedure.
  • If your child has a follow-up appointment, write down the date, time, and purpose for that visit.
  • Know how you can contact your child’s provider after office hours. This is important if your child becomes ill and you have questions or need advice.

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.