Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Anemia Drepanocítica o de Células Falciformes

Enfermedad de células falciformes y embarazo

La enfermedad de células falciformes es un desorden de la sangre que se transmite de padres a hijos. Las personas con enfermedad de células falciformes tiene hemoglobina anormal. La hemoglobina es una proteína de los glóbulos rojos que transporta oxígeno al cuerpo.

Los glóbulos rojos normales son suaves, redondos y flexibles. Parecen la letra "O". Esto los ayuda a transportar el oxígeno a través de los vasos sanguíneo con facilidad. La hemoglobina anormal de la enfermedad de células falciformes hace que los glóbulos rojos sean rígidos y pegajosos. Tienen la forma de una guadaña, o la letra "C". Estas células falciformes tienden a agruparse y no se pueden mover fácilmente a través de los vasos sanguíneos. Los agrupamientos bloquean el flujo de la sangre sana, que transporta oxígeno. Esto causa dolor y daños en los tejidos.

¿De qué manera afecta la enfermedad de células falciformes al embarazo?

La forma en que la enfermedad de células falciformes afecta al embarazo depende de si tiene la enfermedad o el rasgo genético. Algunas mujeres con la enfermedad de células falciformes no tienen cambios en la enfermedad durante el embarazo. En otras, la enfermedad empeora. Eventos dolorosos llamados crisis de células falciformes también pueden ocurrir durante el embarazo. Estos eventos se pueden tratar con medicamentos que son seguros para usar durante el embarazo. Si tiene una enfermedad renal o una insuficiencia cardíaca antes de quedar embarazada, pueden empeorar durante el embarazo.

Por lo general, las mujeres con el rasgo genético de la enfermedad de células falciformes no tienen problemas por este desorden. Pero es posible que tengan muchas enfermedades del tracto urinario durante el embarazo. Las embarazadas con el rasgo genético de la enfermedad de células falciformes también pueden tener un tipo de anemia causada por no tener suficiente cantidad de hierro en la sangre. Si tiene este tipo de anemia, tal vez tenga que tomar suplementos de hierro.

Durante el embarazo, es importante que los glóbulos rojos puedan transportar oxígeno. En el caso de la anemia por células falciformes, los glóbulos rojos anormales y la anemia pueden dar como resultado que el bebé en desarrollo reciba niveles más bajos de oxígeno. Esto puede lentificar el crecimiento del bebé.

¿Cómo se trata la enfermedad de células falciformes durante el embarazo?

Las embarazadas con el rasgo genético de enfermedad de células falciformes pueden no sufrir complicaciones. Pero el bebé puede verse afectado si el padre también es portador del rasgo genético. Si tiene el rasgo genético de enfermedad de células falciformes, los expertos recomiendan que su pareja debe hacerse el estudio para saber si tiene el rasgo genético antes que quedar embarazada. O deben realizarle el estudio en la primera consulta prenatal. Si el padre del bebé tiene el rasgo genético de enfermedad de células falciformes, tal vez usted necesite amniocentesis u otros análisis para ver si el bebé en desarrollo tiene el rasgo o la enfermedad.

La atención prenatal regular y temprana es importante si está embarazada y tiene enfermedad de células falciformes. Las consultas prenatales más frecuentes permitirán que su proveedor de atención médica controle de cerca la enfermedad y la salud del bebé en desarrollo.

Algunas mujeres pueden necesitar transfusiones de sangre para reemplazar las células falciformes por sangre fresca. Esto puede realizarse varias veces durante el embarazo. Las transfusiones de sangre pueden ayudar a que la sangre transporte oxígeno y disminuir la cantidad de células falciformes. Si le realizan transfusiones de sangre, se la analizará para ver si tiene anticuerpos que hayan podido transferirse a la sangre y puedan afectar al bebé. Los anticuerpos más comunes son los del factor Rh.

Los médicos no recomiendan usar el medicamento hidroxiurea durante el embarazo. Este medicamento se usa con frecuencia en la enfermedad de células falciformes. Tal vez le permitan tomar dosis más bajas de este medicamento.

Dado que la enfermedad de células falciformes puede afectar a su bebé en desarrollo, el proveedor de atención médica puede empezar a realizar análisis en el segundo trimestre para controlar la salud y el bienestar del bebé.

Durante el parto, el proveedor de atención médica le administrará fluidos por vía IV (intravenosa) para ayudar a evitar la deshidratación. También es posible que le den oxígeno con una máscara durante el parto. Con frecuencia se usa un monitor de ritmo cardíaco fetal para controlar si hay cambios en el ritmo cardíaco del bebé. También controla si hay signos de sufrimiento fetal. La mayoría de las mujeres pueden tener parto vaginal, a menos que haya otras complicaciones.

¿Cuáles son las complicaciones de la enfermedad de células falciformes durante el embarazo?

Dado que la enfermedad de células falciformes afecta a tanto órganos como a sistemas corporales, es más probable que tenga complicaciones en el embarazo si tiene esta enfermedad. Las complicaciones y los riesgos que aumentan incluyen:

  • Infecciones. Esto incluye infecciones del tracto urinario, de los riñones y de los pulmones.

  • Problemas de vesícula biliar, incluidos cálculos biliares.

  • Agrandamiento del corazón e insuficiencia cardíaca debido a la anemia.

  • Aborto espontáneo

  • Muerte

Las complicaciones y los riesgos que aumentan para el bebé en desarrollo pueden incluir:

  • Anemia grave

  • Crecimiento fetal insuficiente

  • Nacimiento pretérmino. Esto significa antes de las 37 semanas del embarazo.

  • Bajo peso al nacer. Esto significa menos de 2,5 kilos (5,5 libras).

  • Mortinato y muerte del recién nacido.

Reviewed Date: 06-27-2013

Sickle Cell Disease and Pregnancy

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.