Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Fiebre de las Montañas Rocosas

Fiebre maculosa de las Montañas Rocosas en niños

¿Qué es la fiebre maculosa de las Montañas Rocosas?

La fiebre maculosa de las Montañas Rocosas ("RMSF", por sus siglas en inglés) es una infección causada por la mordida de una garrapata infectada. Ocurre generalmente desde abril hasta septiembre, pero puede ocurrir en cualquier momento durante el año cuando el clima es cálido. Los estados del Atlántico central y del sureste son los más afectados. La enfermedad se propaga a los humanos a través de una mordida de una garrapata infectada; no se propaga de una persona a otra.

En los EE.UU., la garrapata del perro americano (Dermacentor variabilis), garrapata de la madera de las Montañas Rocosas (Dermacentor andersoni) y la garrapata parda de los perros (Rhipicephalus sanguineus) han sido identificadas como vectores que transmiten las bacterias de la RMSF.

¿Cuáles son los síntomas de la fiebre maculosa de las Montañas Rocosas?

Los siguientes son los síntomas más comunes de la RMSF. Sin embargo, cada niño puede experimentar los síntomas de manera diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Un sarpullido que no pica que generalmente comienza alrededor del tercer día en las muñecas y los tobillos, y se propaga a las piernas y tronco, luego a las palmas de las manos y los pies.

  • Fiebre

  • Dolor de cabeza

  • Apetito disminuido

  • Escalofríos

  • Dolor de garganta

  • Dolor de estómago

  • Náuseas o vómitos

  • Diarrea

  • Dolor de cuerpo

  • Sensibilidad a la luz

La RMSF es una enfermedad grave que debe tratarse lo más pronto posible. Ha ocurrido la muerte en casos de RMSF no tratados.

Los síntomas de la RMSF pueden parecerse a otras afecciones o problemas de salud. Consulte siempre al proveedor de atención médica de su hijo para un recibir un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la RMSF?

El diagnóstico se basa en los síntomas y los antecedentes de mordeduras de garrapata. La apariencia y características del sarpullido son importantes, si es que a su hijo le aparece. Generalmente se toman muestras de biopsia de la piel y se hacen pruebas de laboratorio para descartar otras afecciones y confirmar el diagnóstico.

¿Cuál es el tratamiento de la fiebre maculosa de las Montañas Rocosas?

El tratamiento específico de la RMSF será determinado por el proveedor de atención médica de su hijo con base en:

  • La edad, salud global e historial médico de su hijo

  • La gravead de la enfermedad

  • La tolerancia de su hijo a medicamentos específicos, procedimientos o tratamientos

  • Cuánto se espera que dure la enfermedad

  • Su opinión o preferencia

El tratamiento puede incluir antibióticos y atención de apoyo (cuidado orientado a tratar los síntomas presentes). La doxiciclina es el antibiótico de elección, y se continuará durante varios días después de que la fiebre desaparezca). La doxiciclina pertenece a la familia de las tetraciclinas, y estos fármacos generalmente no se dan a niños menores de ocho años debido al riesgo de manchar los dientes permanentes. Sin embargo, en el caso de que se sospeche de la RMSF, es más importante tratar la enfermedad. 

¿Cómo se puede prevenir la fiebre maculosa de las Montañas Rocosas?

Una vez el niño tiene la RMSF, no puede volverse a infectar. Algunos lineamientos generales para prevenir la RMSF pueden incluir los siguientes:

  • Ya que las garrapatas no muerden a través de la ropa; vista a su hijo y familia con:

    • Ropa de color claro para que las garrapatas se puedan ver fácilmente 

    • Camisas de manga larga con la falda metida en el pantalón

    • Calcetines y zapatos cerrados

    • Pantalones largos con las piernas metidas en los calcetines

  • Revise a su familia en busca de garrapatas e incluya:

    • Todas las partes del cuerpo que se doblan: detrás de las rodillas, entre los dedos de las manos y de los pies, axilas e ingle.

    • Otras zonas donde se encuentran comúnmente las garrapatas: ombligo, dentro y detrás de las orejas, cuello, raíz del cabello, y parte superior de la cabeza

    • Zonas de puntos de presión, incluso:

      • Donde el elástico de la ropa interior toca la piel

      • Donde las bandas de los pantalones o faldas tocan la piel

      • En cualquier otro lugar donde la ropa presione la piel

  • Todas las otras zonas del cuerpo y cabello, y pase sus dedos suavemente sobre la piel. Pase un peine de dientes finos a través del cabello de su hijo para buscar garrapatas.

  • Otras medidas útiles incluyen:

    • Cuando sea posible, camine sobre veredas y pavimento despejados a través de áreas boscosas y campos.

    • Ducharse después de terminar todas las actividades al aire libre del día. Puede llevar de cuatro a seis horas para que las garrapatas se adhieran firmemente la piel. Ducharse puede ayudar a eliminar cualquier garrapata suelta.

    • Use con seguridad repelente de insectos:

      • Los productos que contienen DEET son repelentes de las garrapatas, pero pueden no matar la garrapata y no son 100 por ciento efectivos. Use un repelente de insectos para niños (10 a 30 por ciento de DEET). Las recomendaciones actuales de la Academia Americana de Pediatría ("AAP", por sus siglas en inglés) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades ("CDC", por sus siglas en inglés) para niños mayores de dos meses es usar DEET del 10 al 30 por ciento. Los productos que contienen DEET no se deben usar en bebés menores de dos meses. No aplique repelentes de insectos alrededor de la boca, nariz u ojos de su hijo o sobre cortes o llagas abiertas. 

      • Trate la ropa con pequeñas cantidades de un producto que contenga permetrina, que se sabe mata garrapatas al contacto. No use permetrina sobre la piel.

    • Revise a las mascotas en busca de garrapatas y trátelas según sea necesario.

Reviewed Date: 08-25-2014

Rocky Mountain Spotted Fever in Children

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.