Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Consentimiento Informado

Consentimiento informado

¿Qué es el consentimiento informado?

Antes de la cirugía, el médico de su hijo le ofrecerá una explicación minuciosa del procedimiento que se empleará y sus posibles riesgos. Se le pedirá que firme un formulario de consentimiento informado que indique claramente que usted entiende los riesgos y beneficios de la cirugía de su hijo.

¿Quién puede firmar el consentimiento informado?

En general, uno de los padres, o ambos, firman dicho consentimiento cuando el niño es menor de edad. Sin embargo, si el niño vive con un tutor legal, el médico le pedirá a esta persona que firme el consentimiento. Se solicitará a los tutores que presenten la documentación necesaria que demuestre la existencia de esta relación legal.

Adolescentes y formularios de consentimiento informado

Se requiere el consentimiento de los padres (o del tutor legal) para todo procedimiento quirúrgico o de diagnóstico al que deba someterse una persona menor de 18 años. Debido a que los adolescentes están en condiciones de tomar decisiones informadas en relación con su salud y el tratamiento que recibirán, deben participar en las conversaciones sobre la cirugía. Aunque no es necesario desde el punto de vista legal, algunos adolescentes solicitan firmar el formulario de consentimiento para la cirugía junto con sus padres o tutores legales.

Sin embargo, los adolescentes "emancipados"   (en general, quienes son responsables de sí mismos y/o ya no viven con sus padres)   pueden expresar su consentimiento en relación con su propia atención médica. Un adolescente emancipado es una persona que reúne cualquiera de las siguientes condiciones:

  • Está casada

  • Asiste a una universidad lejos de su hogar

  • Tiene un hijo propio

  • Está en el servicio militar

Reviewed Date: 09-30-2009

Informed Consent

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.