Jump to:  A   |   B   |   C   |   D   |   E   |   F   |   G   |   H   |   I   |   J   |   K   |   L   |   M   |   N   |   O   |   P   |   Q   |   R   |   S   |   T   |   U   |   V   |   W   |   X   |   Y

Todo Sobre el Asma

Todo Sobre el Asma

¿Qué es el asma?

El asma es una enfermedad crónica e inflamatoria, en la cual las vías respiratorias se vuelven sensibles a alergenos (cualquier sustancia que desencadena una reacción alérgica). Cuando se expone a un niño a determinados desencadenantes, las vías respiratorias se ven afectadas de diversas formas:

  • El epitelio de las vías respiratorias se hincha e inflama.

  • Los músculos que rodean las vías respiratorias se comprimen.

  • Aumenta la producción de moco, produciendo tapones de moco.

Estos factores provocan el estrechamiento de las vías respiratorias, lo que dificulta la entrada y salida de aire de los pulmones de su hijo, evidencia de los síntomas del asma.

Estadísticas relacionadas con el asma

Según la más reciente información disponible de los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) y la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (United States Environmental Protection Agency, EPA):

  • En Estados Unidos, se le ha diagnosticado asma a aproximadamente 22,2 millones de personas, de las cuales 6,8 millones son niños menores de 18 años de edad.

  • El asma es una de las principales enfermedades crónicas graves que afectan a la población infantil de Estados Unidos.

  • El asma es responsable de 13 millones de ausencias en las escuelas anualmente.

  • Es la causa tercera más común de las hospitalizaciones de niños menores de 15 años de edad.

¿Cuáles son las causas del asma?

No se conoce con exactitud la causa específica del asma. Se cree que es en parte heredado, pero también está relacionado con muchos otros factores ambientales, infecciosos y químicos.

Después de que un niño ha estado expuesto a un determinado desencadenante, su cuerpo libera histamina y otros agentes que pueden causar la inflamación de sus vías respiratorias. El cuerpo también libera otras substancias que pueden provocar que los músculos de las vías respiratorias se compriman o se vuelvan más pequeños. También aumenta la producción de moco que puede obstruir las vías respiratorias.

Algunos niños tienen asma inducida por el ejercicio, que tiene su causa en el ejercicio independientemente de su intensidad. Los síntomas pueden aparecer durante la actividad física o poco después de ésta. Cada niño tiene diferentes desencadenantes que provocan el empeoramiento del asma. Consulte este tema con el médico de su hijo.

Se cree que los cambios que se producen con el asma suceden en dos etapas:

  1. Una respuesta inmediata al desencadenante genera la inflamación y estrechamiento de las vías respiratorias. Esto hace que, al comienzo, su hijo tenga problemas para respirar.

  2. Una respuesta tardía, que puede producirse de cuatro a ocho horas después de la exposición inicial al alergeno, genera una inflamación mayor de las vías respiratorias y a una obstrucción del flujo de aire.

¿Cuáles son los síntomas del asma?

A continuación se enumeran los síntomas más comunes del asma. Sin embargo, cada niño puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Tos (constante o intermitente).

  • Sibilancias (esto es un silbido que puede escucharse cuando su niño respira).

  • Dificultad para respirar o falta de aliento cuando su hijo juega o hace ejercicio.

  • Presión en el pecho (su hijo puede decirle que le duele el pecho o que no se siente bien).

  • Fatiga.

  • Tos nocturna.

  • Respiración ruidosa.

Los síntomas del asma pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos. Siempre consulte al médico de su hijo para el diagnóstico.

¿Quiénes están a riesgo de desarrollar asma?

Aunque cualquier persona puede tener asma, ocurre con más frecuencia en:

  • Los niños y los adolescentes desde 5 a 17 años.

  • Los niños que tienen antecedentes familiares de asma.

  • Los niños que tienen alergias.

  • Los niños que están expuestos al humo del tabaco.

¿Qué sucede durante un ataque de asma o un empeoramiento del asma?

Los niños que sufren asma tienen episodios agudos cuando las vías respiratorias de sus pulmones se hacen más estrechas y les resulta más difícil respirar. Esto se debe a un aumento de la sensibilidad de los pulmones y las vías respiratorias.

  • Los pulmones y las vías respiratorias reaccionan en exceso a determinados desencadenantes y esto provoca:

    • La hinchazón e inflamación del epitelio de las vías respiratorias.

    • La compresión de los músculos que rodean las vías respiratorias.

    • Un aumento en la producción de moco.

  • La respiración se hace más difícil y puede resultar dolorosa.

  • Puede haber tos.

  • Puede haber sibilancias o sonido silbante, que son típicos del asma. Las sibilancias se producen debido a la ráfaga de aire que se mueve a través de las vías respiratorias estrechadas.

¿Cómo se diagnostica el asma?

Para diagnosticar el asma y distinguirlo de otros trastornos pulmonares, los médicos se basan en una combinación de la historia médica, el examen físico y los exámenes de laboratorio, que pueden incluir lo siguiente:

  • Espirometría. Un espirómetro es un aparato que utiliza el médico de su hijo para evaluar el funcionamiento del pulmón. La espirometría, la evaluación de la función pulmonar con un espirómetro, es uno de los exámenes más sencillos y más comunes de la función pulmonar y puede ser necesaria por cualquiera o todas las razones siguientes:

    • Para determinar la eficacia con la que los pulmones reciben, mantienen y utilizan el aire.

    • Para vigilar una enfermedad de los pulmones.

    • Para verificar la eficacia del tratamiento.

    • Para determinar la gravedad de una enfermedad pulmonar.

    • Para determinar si la enfermedad pulmonar es restrictiva (disminución del flujo de aire) u obstructiva (disrupción del flujo de aire).

  • Medidor del flujo máximo (su sigla en inglés es PFM). Es un aparato que se utiliza para medir la cantidad de aire que una persona puede expulsar de los pulmones. Durante un ataque de asma u otra enfermedad respiratoria, las vías respiratorias grandes de los pulmones empiezan a estrecharse lentamente. Esto reduce la velocidad con que el aire abandona los pulmones y se puede medir con un PFM. Esta medición es muy importante para evaluar si la enfermedad está bien o mal controlada.

  • Radiografía de pecho. O rayos X, son exámenes de diagnóstico que utilizan rayos invisibles de energía electromagnética para obtener imágenes de los tejidos internos, los huesos y los órganos en una placa.

  • Exámenes de sangre. Para analizar la cantidad de dióxido de carbono y de oxígeno en la sangre.

  • Exámen de alergia

Reviewed Date: 07-28-2013

All About Asthma in Children

Disclaimer: This information is not intended to substitute or replace the professional medical advice you receive from your child's physician. The content provided on this page is for informational purposes only, and was not designed to diagnose or treat a health problem or disease. Please consult your child's physician with any questions or concerns you may have regarding a medical condition.